Dianne Morales apuesta por la visión progresista en carrera para convertirse en la primera alcaldesa hispana de Nueva York

Dianne Morales apuesta por la visión progresista en carrera para convertirse en la primera alcaldesa hispana de Nueva York

[ad_1]

La candidata a la alcaldía de la ciudad de Nueva York, Dianne Morales, visitó el martes el desarrollo de viviendas cooperativas más grande del país en el distrito del Bronx en el aniversario de la muerte de George Floyd, mientras se embarca en la recta final de una contienda primaria.

La candidata por primera vez dijo que el asesinato de Floyd a manos de la policía le permitió «ser intransigente» sobre sus posturas sobre cuestiones de vigilancia policial y seguridad pública.

«Realmente no hemos cambiado los sistemas que hicieron posible que George Floyd fuera asesinado», dijo Morales a NBC News. «Es muy importante, debido a este momento en el tiempo, que estemos realmente comprometidos con hacer los cambios políticos y los cambios morales que necesitamos hacer».

Morales es el primer candidato afrolatino postularse para alcalde de la ciudad de Nueva York. Si gana las primarias demócratas del 22 de junio, Morales podría convertirse en la primera mujer y la primera alcaldesa hispana electa.

“Cuando la gente empieza a hablarme, ven algo de sí mismos en mí”, dijo después de unirse a una clase de baile en un parque del Bronx y hacer algunos movimientos de salsa con el éxito de Sonora Carruseles, “Micaela”.

La candidata a la alcaldía de Nueva York, Dianne Morales, baila salsa en una clase de baile al aire libre en el Bronx, NYNicole Acevedo / NBC News

La ex ejecutiva sin fines de lucro dejó su trabajo en 2019 para postularse como alcaldesa. Desde el lanzamiento de su campaña, se ha presentado como una candidata que aporta una nueva visión progresista que busca reformar las prioridades de la gobernación de una manera que brinde justicia a las poblaciones más vulnerables de la ciudad.

Morales fue recientemente el director ejecutivo de Phipps Neighborhoods, una organización sin fines de lucro con sede en el Bronx que ofrece viviendas asequibles y servicios sociales a familias de bajos ingresos. En ese cargo, formó parte de la Junta Asesora de Escuelas Comunitarias del Alcalde Bill de Blasio y de la junta del Consejo de Servicios Humanos. También fue miembro de la junta fundadora de Jumpstart, una organización nacional de educación temprana.

Ella dice que si es elegida alcaldesa, espera aprovechar su experiencia en el sector sin fines de lucro para brindar soluciones orientadas a la comunidad luego de la pandemia de Covid-19 y un ajuste de cuentas racial a nivel nacional.

“He visto a la ciudad ignorar las soluciones que propugnamos. Y es hora de que tengamos a alguien en el liderazgo que en realidad no nos ignorará ”, dijo.

Un día de campaña

Una mujer puertorriqueña estaba tocando CD de música salsa en una radio de color rojo brillante mientras estaba sentada en una silla de playa afuera de uno de los centros comerciales de Co-Op City cuando Morales comenzó a sondear el vecindario del Bronx el martes. Frente a ella, un hombre que acababa de terminar un turno nocturno como guardia de seguridad, dijo «es hora de que una mujer sea alcaldesa» después de ver a Morales. Luego habló sobre la muerte de Covid-19 de su madre y sus preocupaciones sobre la seguridad pública.

«Hay tanto trauma de Covid que la gente está ansiosa por seguir adelante». Pero no es solo la pandemia de Covid-19, dijo Morales. “Es la pandemia de la pobreza, la pandemia de la criminalización de los cuerpos negros y morenos, la pandemia del clasismo y el racismo y el sexismo. La gente lo ha sentido de una manera profunda «.

El tema más recurrente con respecto a las decenas de residentes que Morales abordó en el desarrollo de viviendas del Bronx fue el aumento de los delitos violentos en medio de la pandemia. Si bien el crimen general disminuyó el año pasado desde 2019, la ciudad experimentó un aumento en los homicidios con al menos 462 asesinatos reportados, lo que lo convierte en el año más mortífero en casi una década.

Muchos de sus 12 opositores demócratas se han distanciado de los llamados para desfinanciar a la policía, pero no Morales. Redobló su postura, al tiempo que recordó a los votantes potenciales que la ciudad de Nueva York ya cuenta con uno de los departamentos de policía más grandes del país.

La candidata a la alcaldía de la ciudad de Nueva York, Dianne Morales, parte trasera central izquierda, habla con los residentes locales en el Bronx, NYNicole Acevedo / NBC News

“El Departamento de Policía de Nueva York es uno de los departamentos de policía con mejores recursos del país y eso no nos salvó durante la pandemia”, le dijo a un puertorriqueño de 63 años que estaba preocupado por el aumento de los delitos. Morales luego agregó que la gente se sentirá insegura hasta que mejoren las condiciones, como la inseguridad alimentaria y la vivienda poco confiable.

Morales ha propuesto reasignar $ 3 mil millones del presupuesto general del NYPD de aproximadamente $ 6 mil millones para crear una entidad gubernamental separada que pueda responder a ciertas crisis con recursos informados sobre el trauma, entre otros esfuerzos que abordarían las causas fundamentales de la violencia.

Dos mujeres negras mayores que hablaron con Morales durante el evento de escrutinio expresaron su preocupación sobre cómo el aumento de la presencia policial de la ciudad podría exacerbar los problemas de discriminación racial.

Morales habló sobre cómo su hijo de 22 años ha sido perfilado racialmente desde que era un niño. “Él llegaba a casa y hablaba de esas experiencias, que fueron aterradoras para mí”, dijo la madre soltera de dos hijos adultos jóvenes.

La candidata a la alcaldía de Nueva York, Dianne Morales, habla con un residente local en el Bronx, NYNicole Acevedo / NBC News

Morales recuerda cómo el 29 de mayo de 2020, vio a la policía rociar con gas pimienta a sus hijos mientras protestaban por la brutalidad policial tras el asesinato de Floyd. Morales dijo: “Estaba horrorizado. No pude protegerlos. Y luego, un poco más tarde, mi hijo fue agredido por un oficial de policía y estábamos marchando juntos pacíficamente ”.

«Me ha hecho dolorosamente consciente de la forma en que el sistema nos deshumaniza», dijo, y agregó que como alcaldesa, desvincularía los esfuerzos policiales de cooperar con las autoridades de inmigración para «recuperar la confianza de la comunidad inmigrante».

Destacando en un campo lleno de gente

Morales cree que su combinación de experiencias personales y profesionales puede hacerla destacar como candidata en una carrera concurrida. Esto incluye a los favoritos presidente del condado de Brooklyn, Eric Adams, y Andrew Yang, quienes se postularon sin éxito a la presidencia el año pasado, así como a progresistas más moderados, como la abogada de derechos civiles Maya Wiley y el contralor de la ciudad de Nueva York, Scott Stringer, cuya campaña fue sacudida por un alegación de acoso sexual.

Morales, de 53 años, nació y se crió en un hogar puertorriqueño en Brooklyn. Vivió en una vivienda pública y compartió una habitación con su abuela, conocida como Doña Rosa, hasta que se convirtió en una estudiante universitaria de primera generación en la Universidad de Stony Brook.

Sus primeros trabajos después de la universidad, como trabajadora social de cuidado de crianza y como maestra de educación especial en la misma escuela pública a la que asistió cuando era estudiante de jardín de infantes, le dieron a Morales sus primeros atisbos de casos en los que el gobierno no funciona para la gente, dijo. dicho. Luego obtuvo dos maestrías, una de la Universidad de Harvard y otra de la Universidad de Columbia.

Entre 2002 y 2004, trabajó como jefa de operaciones en la Oficina de Desarrollo Juvenil del Departamento de Educación bajo el entonces alcalde Mike Bloomberg. Después de eso, demandó al sistema de escuelas públicas de la ciudad para obtener los recursos que su hija necesitaba para aprender de manera efectiva, según el sitio web de su campaña.

Morales se enorgullece de ser una candidata con experiencias de vida similares a las de sus compañeros neoyorquinos, un enfoque que parece haber mantenido a flote su candidatura incluso en medio de controversias.

Retrocesos de la campaña

El miércoles, Morales anunció la salida de tres miembros del personal de campaña después de «tomar las medidas necesarias para abordar los daños causados ​​por cierto personal». Un miembro superior del personal y otros dos miembros del personal se retiraron de la campaña. ella dijo en un comunicado, sin especificar si renunciaron o fueron despedidos, ni detallar más sobre la situación. “Los pasos que estamos dando en nuestra campaña son también los pasos que tomará la Administración de Morales”.

Con 4 semanas restantes en la carrera, el personal restante de la campaña está buscando sindicalizarse y entablar negociaciones sobre las condiciones salariales y laborales. En una carta al hacer el anuncio, los empleados dijeron que muchos de ellos experimentaron «agresiones raciales, acoso sexual, explotación y manipulación, violaciones graves que contradicen la misma equidad que promueve nuestra campaña.«

La semana pasada, la Ciudad informó por primera vez que Morales participó en un pago de soborno de $ 300 a un inspector de protección ambiental de la ciudad «que se ofreció a eliminar su factura de agua de $ 12,500». Un comité de revisión del Departamento de Educación, donde trabajaba en ese momento, luego recomendó terminar su empleo luego de una investigación. Sin embargo, Morales dijo que dejó el trabajo voluntariamente por otras razones personales.

El incidente ocurrió en 2002 cuando era propietaria de una casa por primera vez y estaba pasando por un divorcio, dijo en un comunicado. “Fui víctima de un plan de facturación de agua ideado por un empleado de la Ciudad que, sin que yo lo supiera, estaba bajo investigación en ese momento y luego fue acusado de soborno, intimidación y acoso”.

La candidata a la alcaldía de Nueva York, Dianne Morales.Campaña Edwin Gano / Dianne Morales

«Mi historia es demasiado familiar para la gente pobre, las madres solteras, las personas de raza negra y morena y los inmigrantes». ella tuiteó junto con la declaración. «Mi candidatura a la alcaldía se basa en prácticas injustas a las que ni siquiera yo fui inmune».

Después de su respuesta, Morales dijo que su campaña vio uno de sus mayores eventos de recaudación de fondos, recaudando casi $ 300,000 en donaciones de pequeños dólares. Morales también tiene la donación promedio más baja de cualquier candidato, una señal de apoyo popular, según un análisis de Politico.

Las primarias de la alcaldía marcarán la primera vez que los neoyorquinos utilizarán la votación por clasificación para seleccionar a sus cinco candidatos principales en orden de preferencia. Si nadie gana la mayoría de votos en la primera ronda, el candidato en último lugar es eliminado y sus votos se redistribuirán entre los candidatos que ocupan el segundo lugar, lo que significa que los candidatos que no tienen la mayor cantidad de votos de primera opción todavía puede ganar basado en votos de segunda opción, algo que potencialmente podría darle una ventaja a Morales.

“Me postulo porque quiero posicionarme para poder realmente ayudar a crear un cambio”, dijo. «Es importante para mí defender lo que es correcto, sin importar el costo».

Seguir NBC Latino en Facebook, Gorjeo y Instagram.



[ad_2]

Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *